Apple pierde batalla legal contra Corellium

Apple es bien conocida por demandar a otras empresas. A veces tiene razones justificadas, pero en otras ocasiones no. Así parece haber sido en esta nueva polémica contra Corellium, donde esta empresa ganó contra el gigante de la manzana.

Apple había demandado a esta empresa por supuestas violaciones a los derechos de autor o copyright. Corellium tiene un software que ayuda a detectar fallas y hoyos de seguridad en los productos de Apple.

Corellium es una compañía fundada en 2017 por el matrimonio Amanda Gorton y Chris Wade. Se trata de un programa para computadoras que puede correr iPhones virtuales, de tal forma que no es necesario tener uno real para probar y encontrar errores en el sistema iOS, el SO de Apple.

El juez a cargo dictaminó que la creación de iPhones virtuales por parte de Corellium no era una violación al copyright en gran medida porque se trata de una herramienta para mejorar la seguridad de los iPhones físicos.

Amanda Gorton, co-fundadora de Corellium, junto a su programa de iPhones virtuales (izquierda)

David L. Hecht, quien ha asistido a Corellium en su defensa, mencionó lo siguiente en una declaración: “Estamos muy satisfechos con la sentencia de la Corte sobre el uso justo y estamos orgullosos de la fuerza y la determinación que nuestros clientes en Corellium han mostrado en esta importante batalla. El Tribunal de Justicia afirmó el fuerte equilibrio que el uso justo prevé contra el alcance de la protección del derecho de autor en otros mercados, lo que constituye una gran victoria para la industria de la investigación en materia de seguridad en particular.”

Por otro lado, aunque Apple no respondió de forma oficial, sí argumentó durante el juicio que los productos de Corellium podrían ser peligrosos si cayeran en las manos equivocadas ya que los errores de seguridad descubiertos por Corellium podrían utilizarse para hackear iPhones. Además, dijeron que Corellium vende su producto de forma indiscriminada, algo que Corellium inmediatamente negó y demostró que solo lo vende a ciertos usuarios luego de un riguroso proceso de validación.

Llama la atención que Apple había intentado comprar a Corellium en 2018. Luego de que no se diera la compra, entonces Apple demando a Corellium en 2019 diciendo que sus iPhones virtuales constituían una violación de derechos de autor. En realidad, los iPhones virtuales solo tienen los pocos elementos necesarios para identificar errores y agujeros de seguridad.

¿Qué opinas del comportamiento de Apple en este caso?

Fuente: Washington Post

Deja un comentario